Argentina – México: una final anticipada por la necesidad

Argentina y México

El invicto de Scaloni durante estos tres años -que incluyó la conquista de dos trofeos- se terminó el martes pasado. Es una de las derrotas más duras en la historia de los Mundiales. El desafío más importante será poder liberarse de esa caída rápidamente porque ya no hay más tiempo.

Nuevamente Argentina se encuentra en una situación límite, como en Rusia 2018, obligada a ganar los próximos dos partidos para salvar la decepción de volverse en primera ronda.

En este marco, el equipo de Scaloni se enfrentará a una de las pruebas más duras de los últimos tiempos. Es que esta Selección se mide a una situación prácticamente desconocida en este proceso: la presión de ganar. Presión que parecía haber quedado atrás con la obtención de la Copa América. Del otro lado estará México, un país con historia en los Mundiales (este será su 17º y participó ininterrumpidamente desde 1994) y actualmente dirigida por Martino, que llegó a Qatar 2022 cuestionado por sus hinchas, después de perder dos finales contra Estados Unidos y una clasificación al Mundial que, por momentos, se complicó.

Así analizamos al próximo rival en el Grupo C, que empató sin goles frente a Polonia en su debut.

Estilo

La Selección mexicana tiene el sello de Martino: su clásico 4-3-3, con volantes de buen pie, y uno de sus extremos con mucha velocidad, Hirving Lozano. Con laterales que llegan hasta el fondo. Es un típico equipo del Tata, que siempre intenta ser protagonista, manejando la pelota y jugando desde abajo. Aprovecha las subidas de sus laterales, sobre todo de Jesús Gallardo, por el sector izquierdo. Presiona alto, por momentos sube a su interior derecho a la altura del centrodelantero y transforma el dibujo táctico. Habrá que ver si lo hará contra la Argentina.

Si bien generalmente utiliza ese esquema y formas, en algunos momentos de las Eliminatorias de la CONCACAF el ex entrenador de Newell’s, Barcelona y la selección argentina utilizó una línea de cinco defensores.

Puntos débiles

Uno de los aspectos más flojos de México es, sin dudas, el juego aéreo, particularmente en jugadas de pelota parada. Marcan en zona y padecen los centros al primer palo. En las finales perdidas frente a Estados Unidos, tres de los cuatro goles recibidos fueron por esta vía.

Si contabilizamos todos los goles sufridos por el equipo de Martino durante su ciclo, la estadística marca que el 31% fueron por vía aérea. Un porcentaje muy alto.

Además, su arquero Guillermo Ochoa –figura en el debut frente a Polonia atajándole un penal a Lewandowski y con grandes actuaciones en Mundiales- tiene serias dificultades para descolgar centros: en la última liga mexicana desactivó el 2,8% de los envíos aéreos que cayeron en el área del América. Es una de las marcas más bajas de la Liga MX.

Sin embargo, después del debut ante Polonia, bajaron un poco las críticas de ex jugadores y periodistas mexicanos. Opinan que “México ahora juega mejor de lo que venía mostrando”. Hasta el primer partido, las críticas eran feroces y excesivas contra Martino.

Es un equipo totalmente distinto a Arabia Saudita y si no traiciona su idea intentará disputarle la pelota a la Argentina. “Hay que cortar las posibilidades de que le llegue la pelota a Messi”, respondió Martino ante la redundante pregunta de cómo marcar al diez.

Desde ahí, México intentará defenderse y tomar el control de la pelota.

El antecedente que ilusiona

El 10 de septiembre de 2019, Argentina y México se enfrentaron en un partido amistoso en Texas. Al igual que el próximo sábado, Lionel Scaloni y Gerardo Martino eran los entrenadores de ambas selecciones. Atención: no estaba Lionel Messi.

El plan de Scaloni fue claro: cederle la pelota a México, cortar en mitad de cancha y salir rápido, con pases directos. La estrategia fue tan eficiente y contundente que en 40 minutos del primer tiempo el partido estaba 4 a 0 para la selección argentina. Tres goles de Lautaro Martínez y uno de Leandro Paredes, de penal.

Ese partido lo jugaron muchos que probablemente sean titulares el sábado, en Lusail: Gonzalo Montiel, Lisandro Martínez, Leandro Paredes, Rodrigo De Paul, Marcos Acuña, Alexis Mac Allister y Lautaro Martínez. También participaron Exequiel Palacios, Nicolás Tagliafico y Paulo Dybala.

Una referencia más reciente fue Uruguay, que lo enfrentó en junio de este año y planeó el mismo partido que Argentina en 2019. El resultado fue similar: los de Diego Alonso se impusieron por 3 a 0, en un partido que liquidaron a los 10 minutos del segundo tiempo.

Mañana, será clave Messi y las decisiones de Scaloni. Ver la reacción ante la necesidad imperiosa de ganar el partido. Inesperado segundo encuentro en el que Argentina deberá jugar con presión. Un dato no menor, antes del inicio ya tendrá el resultado de Arabia-Polonia.

Sin dudas, se convirtió Argentina-México en una final anticipada por la necesidad.

Seguir leyendo:

Con Argentina y Alemania eliminados en primera fase, así quedarían los octavos de final al término de la primera fecha del Mundial Qatar 2022

Los 3 cambios que analiza Lionel Scaloni para enfrentar a México y enderezar el rumbo en el Mundial Qatar 2022

La arenga de Ruggeri para los jugadores de la selección argentina en la previa al cruce decisivo con México

Incidentes entre hinchas de Argentina y México en Doha a días del duelo clave en el Mundial de Qatar

Quién es Daniele Orsato, el árbitro que dirigirá a la selección argentina frente a México en el Mundial Qatar 2022

También te puede interesar...

Leave a Comment