De gira en Israel, Eduardo “Wado” de Pedro visitó el Museo del Holocausto y relacionó la shoá con la dictadura militar

Wado de Pedro en el Museo del Holocausto
El ministro del Interior, Eduardo «Wado» De Pedro, en el centro de una nutrida comitiva argentina en Israel (Ministerio del Interior)

(ENVIADA ESPECIAL)- En una Jerusalén cubierta por una combinación de smog y arena, que los diarios locales califican como totalmente inusual, y en domingo, porque en Israel es el primer día hábil, el ministro del Interior, Eduardo “Wado” de Pedro cumplió hoy con el primer tramo oficial de su gira en un contexto poco habitual. Junto a los gobernadores que viajaron para conocer sistemas de manejo inteligente del agua, el funcionario que responde a la vicepresidenta Cristina Kirchner se mostró emocionado al visitar el Museo del Holocausto, propuso firmar un convenio con el Archivo General de la Memoria, y conversó con representantes de la Cancillería y el Ministerio de Energía y Agua israelíes para impulsar su posicionamiento político a nivel internacional.

La comitiva que acompaña al ministro, distribuida entre dos hoteles en la costa del mediterráneo en Tel-Aviv, se trasladó temprano rumbo a la ciudad sagrada. En el micro, poco después de las 7, viajaron, además de De Pedro, sus pares de Agricultura, Ganadería y Pesca, Julián Domínguez; y de Ciencia y Tecnología, Daniel Filmus; el vicejefe de Gabinete, Jorge Neme (que responde al jefe de Gabinete, Juan Manzur, y se sumó a último momento al viaje); el secretario general del Consejo Federal de Inversiones (CFI), Ignacio Lamothe; y los gobernadores de Catamarca, Raúl Jalil; Entre Ríos, Gustavo Bordet; Formosa, Gildo Insfrán; Mendoza, Rodolfo Suárez; Río Negro, Arabela Carreras; San Juan, Sergio Uñac; y Santa Cruz, Alicia Kirchner; así como el ministro de Agua y Energía de La Rioja, Adolfo Scaglioni, y representantes de Santiago del Este.

El primer tramo de la cargada jornada fue una visita a Yad Vashem, la institución oficial israelí constituida en memoria de las víctimas del Holocausto. En silencio, con los auriculares puestos para escuchar a la guía, De Pedro y los gobernadores recorrieron a paso lento los pasillos del monumental edificio ubicado construido en 1953 para conmemorar, documentar, investigar y educar sobre el desastre. Durante algo más de una hora, escucharon sobre el ascenso del nazismo, sobre la shoá, y vieron las reproducciones de las piezas -fotografías, testimonios, ropa- que ayudan a reconstruir la historia. Al final, el ministro fue invitado a avivar la llama de la memoria.

Wado de Pedro en el Museo del Holocausto
«Wado» De Pedro en el Museo del Holocausto

Quienes estuvieron cerca suyo lo vieron emocionarse. “A algunos argentinos se nos cruza la comparación”, dijo ante una pregunta de Infobae De Pedro, que es hijo de padres asesinados durante la dictadura y fue apropiado de niño. De hecho, comparó ambas tragedias. “Es muy fuerte el recorrido. Ver cómo se pensó contar lo que pasó. Hubo un campo de concentración, hubo campos de exterminio. El otro día fui a la ex ESMA con la alcaldesa de Barcelona (Ada Colau). Desde el diseño de los museos, hasta la forma de interpretar la memoria, hay muchos cruces en temas de memoria, verdad y justicia, mucha energía puesta en que la sociedad recuerde, mantenga viva la llama de la memoria”, agregó.

Y reveló que, durante el trayecto, le ofreció al director del museo, que también es argentino, firmar un convenio de colaboración con el Archivo General de la Nación, que pertenece a la órbita del Ministerio del Interior y ya tiene un acuerdo similar con el Museo del Holocausto de Washington. “Le propuse que viaje a la Argentina y firmarlo juntos”, dijo. A su lado, la embajadora Ronen agregó: “Mi mamá trabajaba aquí como voluntaria, cuando se jubiló. Para mí es muy emocionante. Cuando hablaba de los niños, mi otro abuelo fue un oficial buscando a los niños que estaban en los bosques e iglesias, y traerlos a Israel. Siempre es impresionante estar aquí”, sostuvo.

Y, si bien recordó que dos presidentes ya visitaron Israel -Mauricio Macri y Alberto Fernández-, consideró, llamativamente, que “nunca hubo una misión argentina de este nivel de importancia”, por la cantidad de funcionarios y la variedad de la agenda.

Después, el grupo oficial se trasladó a la Cancillería, donde fue recibido por el Vice-Director para América Latina en la cancillería israelí, Jonathan Peled; por la Vice-Directora de Asuntos Económicos en la cancillería israelí, Michal Gur-Aryeh; y por el coordinador de Asociaciones Público-Privado Encuentro con Yehezkel Lifshitz, alto funcionario del Ministerio de Energía y Agua, Shalom Turgeman. El cierre estuvo a cargo del Peled, Vice-Director para América Latina en la cancillería israelí.

SEGUIR LEYENDO:

Alberto Fernández sólo logró que le aprueben el 39% de las leyes que envió al Congreso

La presión de Cristina Kirchner para aumentar el gasto despertó al dólar y se acelera aún más la inflación

Fuente: InfoBae

También te puede interesar...

Dejá una respuesta