Impacto en la NBA: el argentino Luca Vildoza está a un paso se sumarse a los Milwaukee Bucks, últimos campeones

Luca Vildoza en el Madison Square Garden
Vildoza iba a jugar en los New York Knicks, pero una lesión lo alejó de la competencia (Gettyimages)

Luca Vildoza está a un paso de vestir la casaca de los Milwaukee Bucks, últimos campeones de la NBA, y el hogar de Giannis Antetokounmpo, una de las máximas estrellas de la liga de baloncesto más competitiva del mundo. El argentino se incorporaría como agente libre y ya podría formar parte del roster en los playoffs, según informó Adrián Wojnarowski, periodista de ESPN.

Alex Saratsis, representante de Vildoza y parte de la agencia Octagon Sports, y Jon Horst, gerente general de los Bucks, esperan cerrar los términos del acuerdo en los próximos días”, indicó el reportero a partir de lo que le informaron sus fuentes. El arreglo, además, incluiría la participación del base en próxima temporada, la 2022/2023.

El marplatense, de 26 años, había acordado su arribo a los New York Knicks antes del inicio de la temporada, luego de su gran actuación en el Saski Baskonia, donde había sigo elegido mejor jugador de las finales de la Liga ACB de España en 2020; además de sus destacadas incursiones en el seleccionado argentino. Sin embargo, no llegó a debutar: una lesión en el pie derecho le impidió mostrar su potencial en la liga de verano, desarrollada luego de su paso por el combinado albiceleste en los Juegos Olímpicos.

Tan solo sumó un puñado de minutos en dos partidos en la competencia que se desarrolló en Las Vegas: ante Toronto Raptors jugó 8 minutos, 3 asistencias y un rebote, y luego ante Indiana Pacers completó 4 minutos, con 0 puntos (0-1 en triples), un rebote y un robo de balón. Los Knicks decidieron cortarlo y Vildoza apostó a su recuperación. El acuerdo incluía tres temporadas que no estaban garantizadas y, ante el problema físico, NY prescindió de sus servicios. Se operó y realizó la rehabilitación en Argentina. De hecho, ya jugó para su combinado nacional en la primera ventana de la AmeriCup. Y se estuvo entrenando con la selección Sub 18 en el Centro Nacional de Alto Rendimiento Deportivo (Cenard).

Desde Europa volvieron a tentarlo, pero la NBA le abre las puertas para que se tomara revancha. “Es un sueño. Simplificarlo es decir que es un sueño. Al final, lo es. De chiquito uno siempre sueña con eso”, le decía a Infobae en mayo del año pasado, cuando el obstáculo de la lesión no aparecía en el horizonte. Hoy no lo convoca cualquier franquicia…

Los Bucks están terceros en la Conferencia Este, con un récord de 48 victorias y 30 derrotas, detrás de Boston Celtics y Miami Heat. Se quedaron sin George Hill, el armador suplente, quien se lesionó. Y apuestan a festejar, como lo hicieron en la campaña pasada, cuando volvieron a colocarse la corona de campeones, algo que no sucedía desde 1971, año en el que contaban en sus filas con Lew Alcindor, luego conocido como Kareem Abdul-Jabbar. Antetokounmpo, un verdadero prodigio físico, viene de asegurar hace pocos días la plaza en los playoffs con récord incluido: se convirtió en el máximo anotador en la historia del equipo.

El ala pivot de 27 años nacido en Atenas, Grecia, está cerca de conseguir un socio para continuar quemando redes: el argentino Luca Vildoza, que va por su desquite en la NBA, y todo indica que se hará un lugar junto a Facundo Campazzo (Denver Nuggets) y Leandro Bolmato (Minnesota Timberwolves).

SEGUIR LEYENDO:

No quisieron posar con la bandera de Ucrania con la frase “Stop war” y fueron abucheados por todo el estadio

El Jordan judío: la historia del jugador que sueña con ser el primer ortodoxo en jugar en la NBA

La ovación a Manu Ginóbili en pleno partido de San Antonio después de ingresar al Salón de la Fama

También te puede interesar...

Dejá una respuesta