Tech Maíz, fortaleciendo la capacidad de los pequeños y medianos productores

Tech MaízTech Maíz
El proyecto Tech Maíz contribuirá a alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible de Naciones Unidas.

A nivel global, el aumento de la inseguridad alimentaria moderada a grave de 2019 a 2020 fue más pronunciado en América Latina y el Caribe (9%) que en el resto del mundo.

Cifras como estas llevan a preguntas claves para todo el mundo. ¿Cómo de resilientes son nuestros sistemas alimentarios? ¿Cómo podemos crear sistemas alimentarios que además de sostenibles, sean saludables, inclusivos, resilientes y sanen el planeta?

Responderlas exige un esfuerzo mancomunado que no podría tener mejor marco que 2021, año en el que se conmemora el 50 aniversario del Premio Nobel de la Paz. El mismo, otorgado al doctor Norman Borlaug, a través de la iniciativa Agricultura para la Paz. Premio promovido por el Centro Internacional de Mejoramiento de Maíz y Trigo (CIMMYT). Mismo organismo que es punta de lanza del Proyecto Tech Maíz.

“Es un proyecto muy interesante que se desarrolla en el marco de una red de varios países investigadores”, sostiene Daniel Presello, coordinador del proyecto de mejoramiento de maíz y sorgo de INTA Pergamino y participante de Tech Maiz.

En diálogo con El ABC Rural, apuntó que es un programa que involucra a países como Argentina, Bolivia, Brasil, Colombia, Ecuador, El Salvador, España, Guatemala, Honduras, México, Nicaragua, Panamá, Perú y Venezuela.

Participación activa de INTA

Se trata del proyecto denominado “Tecnologías de frontera para impulsar la producción sostenible de maíz en las Américas”, también conocido como Tech Maíz, que fue seleccionado de entre 175 propuestas presentadas a la convocatoria del Programa Iberoamericano de Ciencia y Tecnología para el Desarrollo (CYTED), en el que participa activamente el INTA, y cuyo lanzamiento oficial virtual fue a fines de agosto.

“El proyecto contribuirá a fortalecer la Red Latinoamericana de Maíz, para robustecer las capacidades de investigadores y técnicos en el uso de nuevas herramientas tecnológicas, y transferirlas a los pequeños agricultores”, sostiene el especialista.

Sin dudas, este aporte busca impulsar la producción sostenible de maíz en la región; así como apoyar la organización de la Reunión Latinoamericana de Maíz en 2022 y 2024.

“En Argentina hay un segmento tecnificado que no llega a todos”

Presello asegura que en nuestro país, hay un segmento de productores de maíz convencionales que están muy tecnificados, con alta utilización de insumo. Pero también, hay un grupo de pequeños agricultores no lo pueden acceder a esa tecnología.

Tech MaízTech Maíz
Investigador en mejoramiento genético del INTA Pergamino, Daniel Presello.

“Este proyecto está diseñado para ellos. Son productores de zonas marginales del oeste, noroeste y noreste argentino, pero también pequeños productores de la zona núcleo”, indicó el entrevistado.

“Las tecnologías de software- ejemplificó- van a estar disponibles para los productores más vulnerables, ya que el CIMMYT va a poner a disposición de ellos sus plataformas y programas”.

“Buscamos mayor productividad”

Según el investigador argentino, el objetivo es que “el maíz rinda más”, y esa mayor productividad, con aumento de calidad, genere eficiencia de rentabilidad en pequeños productores.

“Prevemos una reunión latinoamericana de productores y especialistas maiceros que será financiado por este proyecto, donde la participación argentina será importante”, sostuvo.

Además, destacó que se intenta realizar intercambios de conocimientos entre todos los países que integran el Tech Maiz, para fortalecer la red latinoamericana de maíz. “El éxito del proyecto va a depender de la energía que le pongamos. Tenemos que aprovechar como país estas importantes tecnologías disponibles para un segmento que de otra manera no podría acceder a ellas”, concluyó.

El ABC Rural



También te puede interesar...

Leave a Comment