La inesperada reacción de un árbitro cuando los jugadores lo amenazaron por no cobrar un penal: sacó un revolver para dispersar el tumulto

Un hecho fuera de lo común se vio este fin de semana en un partido de fútbol de una liga amateur en Honduras. Una acción violenta que pocas veces se vio en un campo de juego. Es que tras recibir las quejas de algunos jugadores y observar la invasión de un grupo de hinchas, el árbitro sacó una pistola para dispersar a quienes lo amedrentaron. La gente se había molestado porque el juez no había sancionado un penal.

Muchas veces el árbitro es el apuntado en un encuentro por alguna falla. Desde marzo de 2020 hasta mediados de 2021, esa situación de tensión entre el público y las autoridades no abundó en un recinto debido a la pandemia de COVID-19, que en la mayor parte del mundo impidió la presencia de espectadores en los estadios. Sin embargo, en los últimos dos meses las restricciones comenzaron a levantarse y los fanáticos pudieron volver. En algunos lugares con aforo completo y en otro con capacidad limitada.

El episodio en cuestión no fue en el ámbito profesional y la falta de controles permitió esta particular situación, que aconteció en un partido correspondiente a la liga amateur del municipio de La Jigua, en el departamento de Copán, en el oeste del país centroamericano. El lugar se ubica a unos 350 kilómetros de la capital, Tegucigalpa.

Según algunos testigos del lugar, el referí no había cobrado una penal a favor del conjunto que iba perdiendo. El clima de tensión creció entre los protagonistas ya que fue en los últimos minutos del cotejo, lo que generó la bronca generalizada de sus seguidores que se encontraban viendo el encuentro.

Árbitro con una pistola
El juez con el arma en su mano derecha

“El árbitro tiene una pistola”, repitieron dos personas y se escucharon lo gritos de la gente, mientras quienes rodearon al colegiado se alejaron. Los jugadores y simpatizantes que fueron a increpar al árbitro, al verlo con un arma de fuego, se alejaron de forma inmediata. Luego se acercó un asistente del juez, quien lo invitó a retirarse junto al resto del público.

Lo ocurrido produjo conmoción entre los presentes. En las imágenes se pueden escuchar algunos insultos de los hinchas, incluso uno le gritó a modo de chiste “Llegó Woody”, en referencia al vaquero de la película de Disney, Toy Story.

Así se pitan los partidos en Honduras”, “por este tipo de idioteces nos ven como animales en otros países”, “que incivilizados estamos en esta patria”, fueron algunos de los comentarios del video que publicó TN5 de Televicentro y cuyas imágenes se hicieron virales en las últimas horas.

Ante este panorama y la preocupación de los presentes, el partido se dio por finalizado de inmediato y no hubo que lamentar heridos. En el momento en el que la gente se alejó, lo que menos importó fue el penal no cobrado por el árbitro. Por lo que se llegó a percibir, no hubo presencia de seguridad. Sin dudas, fue un hecho que pudo haber terminado en una tragedia, pero el tema no pasó a mayores y quedó en una anécdota.

SEGUIR LEYENDO

Insólita acción en el fútbol turco: un jugador del Galatasaray se fue expulsado por golpear a un compañero

Dolor en el ambiente del fútbol: murió en un accidente de tránsito Leonel Bottaro, ex jugador de Independiente

El drama del ex fubolista de la selección chilena que podría ser condenado a cadena perpetua

También te puede interesar...

Leave a Comment