“Pepín” Rodríguez Simón y la causa del Correo, detrás de la batalla entre oficialismo y oposición para designar dos jueces

María Guadalupe Vazquez, candidata a jueza de Camara Comercial
Maria Guadalupe Vázquez, la aspirante a ser jueza de la Cámara en lo Comercial, eje de una polémica entre oficialismo y oposición

El nombramiento de los futuros jueces se convirtió en las últimas horas en una guerra abierta y sin disimulos entre el oficialismo y la oposición por dos causas que salpican al macrismo. Con los aspirantes a jueces enfrente, los senadores de los dos lados de la grieta se acusaron de persecuciones y planes de venganza. Es que la oposición habló de sospechas de parcialidad sobre uno de los candidatos para ser juez del Trabajo por revelaciones que el aspirante había hecho contra el ex asesor del macrismo Fabián “Pepín” Rodríguez Simón. También buscó abordar, en medio de preguntas técnicas, el futuro de la causa del Correo, que preocupa a la familia Macri, al entrevistar a una postulante de la Cámara en lo Comercial. Del otro lado, el oficialismo salió a frenar la jugada y aprovechó para disparar sobre el gobierno anterior y los manejos en el ámbito de la Justicia.

Todo sucedió en ámbito de la Comisión de Acuerdos del Senado. Ayer, le tocó el turno al fiscal de la Seguridad Social Gabriel De Vedia, que busca convertirse en juez de la Cámara Nacional del Trabajo. De Vedia fue quien aseguró que “Pepín”, en una conversación en la que estaban a solas, le dijo que su jefa, la Procuradora Alejandra Gils Carbó, tenía que renunciar o iban a meterla presa a ella y a sus hijos.

Fue por eso que en la audiencia De Vedia fue consultado sobre la cuestión y el hoy fiscal ratificó en qué circunstancias había escuchado ese comentario, al reunirse con Rodríguez Simón, pariente político, en la Casa Rosada. Admitió que en ese momento no se lo ocurrió, de motu proprio, denunciarlo, pero aclaró que sí se lo hizo saber a Gils Carbó. La senadora de JxC Laura Machado adelantó que el bloque opositor no acompañará con el voto al pliego de De Vedia porque entiende que no será imparcial. “Claramente ha dicho recién que le quiso dar una mano. Eso es ser absolutamente parcial”, observó la senadora del Pro. Desde el oficialismo, recordaron la llamada “mesa judicial” del macrismo y las dos causas en las que alegó, sin juicio, la vicepresidenta Cristina Kirchner: dólar futuro y Memorándum con Irán.

Pero hoy el foco estuvo puesto en María Guadalupe Vázquez, aspirante a ser integrante de la Sala B de la Cámara en lo Comercial, el tribunal que deberá resolver sobre el futuro de la quiebra dictada por el caso Correo Argentino SA.

Vázquez, hoy funcionaria de la Procuración, había quedado quinta en el concurso abierto en 2016 para ocupar la vacante de la Sala B de la Cámara en lo Comercial, pero en enero de 2021 hubo una movida en el Consejo de la Magistratura para respaldar por cuestiones de género a las aspirantes mujeres y Vázquez saltó al puesto tercero del trío elevado al Ejecutivo. El presidente Alberto Fernández la eligió para enfrentar suerte en el Senado.

Esa situación no fue lo que estuvo hoy en debate cuando Vázquez se presentó en la audiencia y habló de sus logros profesionales y el honor de haber sido convocada. Fue entonces el senador radical por La Rioja Julio Martínez el que le puso picante a la audiencia. Primero quiso saber si Vázquez había trabajando con la fiscal ante la Cámara Comercial Gabriela Boquín o con la ex procurador Gils Carbó.

No es un dato menor si se tiene en cuenta que Boquín se convirtió en la “enemiga” del macrismo por su intervención en la causa del Correo Argentino SA, cuando frenó en 2017 un acuerdo entre la firma y el Estado y que -según sostuvo- la quita que se estaba pactando era abusiva para el Estado.

La candidata dijo que a Boquín la conocía solo por sus dictámenes y nunca la había visto. Admitió que sí había trabajado con la ex jefa de los fiscales, pero resaltó los otros lugares donde también se había desempeñado.

Entonces Martínez fue entonces más específico y aseguró: “Ella va a tener intervención en causas importantes en lo comercial y quería preguntarle su opinión técnica sobre si en un caso un deudor ofrece 100 por ciento del crédito reconocido y el acreedor se opone”, comenzó diciendo el senador, mientras el oficialista Oscar Parrilli levantaba la mano desde su cuadradito de zoom, y su colega José Mayans gritaba: “presidente, presidente”.

Carlos Zannini habló sobre su vacunación contra el COVID-19
Carlos Zannini

Es que, para el oficialismo, las preguntas no eran inocentes, aunque estuvieran escudadas en conocimiento técnico. Fue el Procurador del Tesoro Carlos Zannini, en representación del Estado, el que rechazó la oferta que hizo la empresa Correo Argentino SA y reclamó la quiebra de la firma de la familia Macri.

Hace una semanas, la jueza Marta Cirulli firmó la quiebra, tras negarse a considerar al Estado un acreedor hostil como pedía el Correo. El fallo, no obstante, fue apelado y será la Sala B de la Cámara en lo Comercial -a donde aspira a llegar la candidata- la que tendrá que revisar la decisión.

A diferencia de ayer, la audiencia no estuvo dirigida por la presidenta de la Comisión de Acuerdos, la senadora cristinista por Mendoza Anabel Fernández Sagasti, sino por el vicepresidente Ernesto Martínez, de Juntos por el Cambio. “Si es una pregunta teórico los antecedentes de la doctora, lo podrá responder con solvencia”, dijo.

Parilli intervino y pidió al opositor Julio Martínez que retirara la pregunta. “No corresponde preguntarle a un postulante eso. Esta claramente preguntándole si es macrista o no es macrista y si apoya la solución que el Correo Argentino propuso”, advirtió. “Denota una actitud persecutoria del Poder Judicial”, dijo el ex secretario de la Presidencia durante el kirchnerismo.

Pero Martínez redobló la jugada: afirmó que ningún par suyo podía pedirle retirar la pregunta. “No voy a retirar la pregunta. La pregunta está hecha. Pido que la contesto. No tengo que pedir permiso para hacer una pregunta. Ellos se refirió a un fallo claramente penetrado por la política, al cual yo no hice mención y solo pregunte por un tema teórico así que ratifico la pregunta señor presidente”, disparó.

Sabiéndose al frente de una pulseada, el vicepresidente de la comisión razonó: “Ha quedado aclarado que es un marco teórico por parte del senador Martínez”, dijo. “Es una barbaridad”, decía Parrilli mientras Mayans sostenía que nunca se había hecho estas preguntas. “Yo le voy a pedir a la magistrada propuesta que no conteste la pregunta”, afirmó el formoseño.

“No podemos poner en aprieto a la postulante para que conteste o no”, respondió el vicepresidente de la audiencia. Entonces él mismo respondió que en un marco teórico si alguien paga el total de una deuda, se cancela el reclamo. “Doctora, creo que esto quedó aclarado. Nadie retira preguntas ni usted está en el compromiso de contestar o no”, medió queriendo dar por terminada la cuestión. Fue tan así que cambió de tema preguntándole a la candidata por una tesis que mostraba en su CV: la inconstitucionalidad de la insolvencia y recomendándole su opinión jurídica.

Pero para esa altura el round todavía no estaba terminado porque el senador de JxC volvió a irrumpir en escena: “señor presidente, tengo dos preguntas más”. El oficialismo volvió a levantar la mano como si se tratara de un partido de fútbol, pero Martínez avanzó reclamando que la candidata contestara si el Estado podía ser un acreedor hostil y qué pasaba con la cesión de créditos. “Me gustaría que las conteste. Para mí es muy importante que las conteste porque tengo que decidir si apoyo el dictamen de comisión y si apoyo en el reciento de acuerdo a las opiniones de la concursante. Pido que las conteste”, afirmó.

El senador de FpV Mario Pais fue el que consiguió la palabra. Admitió que Martínez podía hacer preguntas pero le achacó al legislador de JxC que la estaba haciendo pre-opinar de la causa por el Correo. “Sabemos que acá hay un componente político, no abstracta como la que pretende sostener puerilmente el senador Martínez”, afirmó. Su colega Martín Doñate acompañó la queja.

El conductor de la audiencia, una vez más, buscó el equilibrio. Le pidió a Vazquez que sin hacer referencia a ningún caso podía responder. Parilli volvió a hablar: afirmó que tenía razón el relator de Naciones Unidas cuando decía que el Gobierno de Macri buscó “presionar a jueces y fiscales”. » A confesión de parte, relevo de prueba”, le espetó.

Reunion remota de la Comision de Acuerdos del Senado de la Nacion 28 de Julio de 2021
Reunión  remota de la Comisión de Acuerdos del Senado de la Nación; el 28 de Julio de 2021, en Buenos Aires, Argentina. (Fotos: Charly Diaz Azcue / Comunicación Senado.) (SENADO ARGENTINA/)

“He sido aludido y necesito hablar -insistió el senador Julio Martinez-. Ella (por la candidata) dirá si lo quiere contestar o no pero que no lo digan las partes. No acepto de parte de un Gobierno que tiene en marcha la agenda de venganza e impunidad y tiene dos comisiones al servicio de esa agenda. Si no, diganme qué hacen reuniendo esas bicamerales para hostigar al procurador (Eduardo) Casal”.

El encargado de ordenar la audiencia entendió que ya no había más margen. Sin eufemismo dijo que “habiendo hecho catarsis los dos bloques”, pasaban a otro postulante. Liberó así a la candidata sin siquiera mencionarla. Vázquez jamás volvió a abrir la boca ni para decir adiós.

SEGUIR LEYENDO

La Justicia comercial decretó la quiebra de Correo Argentino SA, de la familia Macri

Fuente: InfoBae

También te puede interesar...

Leave a Comment