Abrió un espacio multicultural en plena pandemia y las restricciones por la segunda ola la pueden hacer perder todo

Multiespacio 743
Ornela en su complejo cultural en San Telmo

Hoy Argentina es un terreno minado de espacios que cierran sus puertas, trabajos que se pierden, y sueños que quedan en suspenso. Ornela Trucco, artista de 34 años, no llegó a esa situación terminal, pero está muy cerca de bajar las persianas.

El 9 de abril de este 2021 tuvo una “idea loca”, como la define: abrir un espacio multicultural para artistas en el corazón de San Telmo en medio de una pandemia. “Si lo pienso dos veces creo que no lo hago de nuevo”, le comenta a Infobae. “Pero ya estoy súper metida y quiero que funcione”, admite.

Estudiante de Biología y Artes Dramáticas en la Universidad Nacional de las Artes (IUNA), divide su día entre su trabajo como ayudante de farmacia y sus expresiones artísticas. Desde que tiene memoria imaginó un espacio de desarrollo inclusivo: “un teatro para todos”. Con sus ahorros de toda la vida se animó a materializarlo. “Vi que estaba en alquiler el antiguo Bar Bardo, ubicado en Cochabamba 743, y decidí alquilarlo”, recuerda. Eso ocurrió en octubre del 2020. El paso siguiente fue acondicionarlo para ponerlo en funcionamiento, y lo logró. “Si bien no tengo socios, recibí ayuda de amigos e incluso vecinos que me donaron las butacas, los grupos de iluminación, y las mesas de bar. De mi casa saqué el microondas, las sillas… fue todo muy a pulmón”, revela.

Multi espacio 743
Ornela cumplió su sueño montó Multiespacio artístico 743

El Bardo era un ícono de San Telmo, pero ella lo rebautizó como Multiespacio 743. Era una vieja casona de dos pisos, que en el año 2000 el antiguo dueño decidió transformar en un mini teatro. En la planta baja dio vida a un bar con un patio, y subiendo la escalera hizo una sala para 60 espectadores, con las habitaciones como camarines. El propósito siempre fue abrirle las puertas a directores, productores y actores para que puedan expresarse. Ornela respetó ese legado.

Con todo listo para iniciar las funciones, el 9 de abril hizo la gran inauguración. Los encargados de dar la bienvenida fueron nada más ni nada menos que la pareja de tango conformada por Pablo Cisneros y Verónica López. Luego, entre picadas y vino tinto, siguió la presentación de los profesores de teatro y una muestra visual. “La verdad que no solo el público me lo agradece sino también los actores, bailarines y pintores que hace varios meses que no pueden compartir su arte. Es muy triste lo que está sucediendo en la escena local”.

Multi espacio 743
El patio tiene espacio para veinte personas, y las presentaciones artísticas debieron migrar al exterior

Ornella abre el lugar de miércoles a domingo a partir del mediodía. Para los shows no se cobra entrada fija, tampoco hay un mínimo de consumición: al final de cada presentación se pasa la gorra.

La idea fue también muy bien recibida por los vecinos, que celebraron la reapertura de un lugar de entretenimiento cultural. Pero pronto llegaron la nueva restricciones impuestas por el Gobierno Nacional, donde se estipula que locales comerciales deben cerrar entre las 19 horas y las 6 horas del día siguiente.

En los horarios en que el funcionamiento del lugar está autorizado, atienden a los clientes en espacios habilitados al aire libre. Pero no es sencillo. “Nos reinventamos con propuestas en el patio, con el foco en la merienda y una cena temprano, pero la realidad es que nadie viene a almorzar porque es un horario laboral”, reconoce.

Multi espacio 743
Ornela es actriz y cantante lírica

Ornela no manifiesta enojo ni disconformidad. Al contrario, se adapta a las nuevas reglas. Pero si trasunta tristeza “Soy consciente del contexto sanitario. Estoy haciendo todo lo que está a mi alcance. Ojalá que no, sería una gran pena, pero así como lo abrí, tal vez lo tenga que cerrar”.

Según proyecciones de la Asociación de Hoteles, Restaurantes, Confiterías y Cafés (AHRCC), uno de los peores efectos colaterales de la pandemia en la ciudad de Buenos Aires, será que un 15% de los bares y restaurantes -entre 1.000 y 1.200 establecimientos gastronómicos-, no volverán a abrir sus puertas cuando la actividad se normalice.

Multi espacio 743
Ornela arriesgó su capital en plena pandemia. Hoy, lucha para subsistir

Dispuesta a no bajar los brazos, Ornela también incorporó promociones para los fines de semana y esta a punto de lanzar el take away y delivery, aunque el porcentaje de ingreso es muy bajo.

El emprendimiento resiste por la ganas de esta joven, que afronta un alquiler alto, el pago de impuestos y los sueldos de sus dos empleados. “Tenía un show con dos cantantes este viernes, y ya me avisaron que uno dio positivo para COVID-19. Me pongo creativa, y voy resolviendo sobre la marcha, porque las reglas del juego cambian semana a semana”, admite. “Sé que es muy difícil vivir del arte en la Argentina, por eso quise autogestionarme”.

SEGUIR LEYENDO:

De pintar jarras de pingüinos a exponer cuadros de Maradona en Nueva York: el argentino que descubrió su vocación a los 52

Piloto, chef, motoquera y pintora: la historia desconocida de la única mujer que comandó un vuelo con vacunas para la Argentina

Fuente: InfoBae

También te puede interesar...

Leave a Comment