Navarro y Cañuelas entre los distritos bonaerenses con mayor tasa de embarazo adolescente


Unos 16 distritos del interior bonaerense poseen una tasa de embarazo adolescente superior al 15%, muy por encima de la media provincial, y en un caso, la situación alcanza a una de cada cinco jóvenes.

Los números se desprenden de un informe de la Defensoría del Pueblo bonaerense en base a datos del Ministerio de Salud. Allí se destaca que mientras la tasa de embarazo adolescente bajó al 11,3% en 2016 a nivel provincial, hay 16 distritos del interior provincial con un promedio muy encima de la media: entre el 15 y el 19,5%.

El caso más llamativo es el de Navarro, donde se registra un embarazo cada cinco jóvenes: un número que casi duplica la media provincial, y llama la atención, según explicó el Defensor del Pueblo adjunto, Walter Martello, por tratarse de un distrito “rural o semirural, con un estándar de vida medio”.

Le siguen Rivadavia, con una tasa del 17,9%; Leandro N. Alem, con el 17,5%; General Paz, con el 17,2%; Ayacucho, con el 16,4%; Carlos Casares, con el 15,8%; Gonzales Chaves y Carmen de Areco, con el 15,5%; San Pedro, con el 15,4%; Cañuelas, con el 15,3%; Coronel Pringles y Suipacha, con el 15,2%; y Capitán Sarmiento, Baradero, General Madariaga y Tapalqué, con el 15%.

Al respecto, el informe de la Defensoría indica que “si bien la tasa viene descendiendo a nivel provincial, y se logró quebrar tendencias preocupantes, los indicadores que se registran en varios distritos bonaerenses superan ampliamente los porcentajes de embarazo adolescente existentes en países de la región”.

Además, el informe marcó, en base a datos del Ministerio de Salud informados a Amnistía Internacional, que el número de abortos no punibles se triplicó en cinco años en la Provincia. Los números señalan que entre 2010 y 2015 la cantidad de egresos hospitalarios (ya sea por abortos no punibles o interrupciones legales de embarazo) se incrementó de 221 a 612, es decir un incremento del 178%.

Martello indicó en ese punto que “se debe reforzar el Programa de Salud Sexual y Reproductiva de la Provincia y establecer una mayor articulación entre distintas áreas ministeriales”.

“Es necesario que haya una mayor articulación entre todos quienes formamos parte del Estado, como el Ministerio de Educación Nacional y la Dirección de Escuelas de la Provincia, para que se cumpla la Ley de Educación Sexual en los establecimientos educativos, especialmente en los colegios privados religiosos, y a su vez debe existir un trabajo más interrelacionado con los ministerios de Salud”, explicó Martello.

Fuente: InfoGEI

,