REFORMA PREVISIONAL: EL REINO DE LA IRRACIONALIDAD

Tras una jornada signada por la violencia y el vandalismo la reforma del sistema previsional impulsada por el ejecutivo es ley. Sin embargo en un contexto como el actual es probable que el gobierno de Mauricio Macri pague un elevado costo político por este triunfo que podría redundar en una victoria pírrica.


Los injustificables y lamentables actos de violencia, (muchos con una clara intencionalidad política) opacaron por desgracia a mucha gente que expresaba de manera legítima y en paz su desacuerdo con esta medida, la cual tiene un alto nivel de desaprobación por parte de la sociedad. Lo que hubo acá es una conjunción de tejes y manejes de la política, esta reforma busca transferir recursos del sistema previsional al fondo de coparticipación ya que varias provincias tienen serios problemas fiscales y los gobernadores arreglaron esto con el ejecutivo nacional.

Ahora bien ¿Hubo quien representara a los jubilados?, las necesidad de fondos para financiar los Estados provinciales que en muchos casos malgastan los recursos primó en este acuerdo, pero aquí la cuestión de fondo sigue siendo la asignación de recursos públicos, en Argentina el 60% del presupuesto se destina a prestaciones sociales. Un economista británico llamado Thomas Malthus dijo que si la población que ejerce demanda sobre los recurso crece dichos recursos tienden a agotarse, este país subsidió los dos problemas más grandes que tiene que son: la pobreza y la corrupción, la pobreza con planes y la corrupción con el robo indiscriminado al Estado (lo cual no es atribuible solo a un gobierno determinado).

Ante esto no cabe dudas de que algo hay que hacer, esta reforma es una de varias medidas que el oficialismo busca impulsar, medidas que si bien el reciente triunfo electoral les da el vigor para afrontar… tienen su costo político, tener un Congreso votando una medida, que si bien desde el oficialismo juran y perjuran que no va a perjudicar a los jubilados, es concebida como en contra de uno de los sectores más postergados de la sociedad, rodeado de policías y con los graves incidentes que tuvieron lugar esto no es inocuo, ni para el gobierno, ni para la sociedad, una sociedad cada vez más confrontada, cada vez más violenta, perdida en el reino de la irracionalidad.

,