EL 31 DE OCTUBRE SE ABREN LOS SOBRES PARA LA LICITACIÓN DE 30 VIVIENDAS SOCIALES EN EMPALME

En conferencia de prensa, el Secretario de Gobierno, Pablo Hasper, comenzó informando: “Hemos podido destrabar algunas cuestiones que tenían que ver con el proceso de licitación y posterior construcción de las 30 viviendas que habían sido anunciadas, y arrancamos con esta primera etapa para después ir de a poco completando lo que haga falta, siempre buscando dar respuesta al déficit habitacional (…) El proceso licitatorio ya ha comenzado, y esperamos que se presenten distintos oferentes”.

Por su parte, el Secretario de Obras Públicas, Guillermo Galazzi, precisó: “Estas 30 viviendas son parte de un convenio que gestionó el Intendente con el Instituto de la Vivienda. Se trata de casas industrializadas, de 56 m2, estarán ubicadas en Empalme, al lado del barrio Amarillo. Ya se hizo el loteo. En este momento la Secretaría de Hacienda tiene los pliegos para la venta, el mismo puede leerse sin necesidad de comprarlo, cualquiera sea la empresa interesada. En cuanto a las viviendas, son de placas de hormigón premoldeadas que se montan sobre una platea, y por supuesto serán entregadas a los beneficiarios con todas las terminaciones. Los proveedores que quieran licitar, necesitan un certificado de aptitud técnica que pide el Instituto de la Vivienda de la Provincia. La obra total ronda los 23 millones de pesos. Cada vivienda tiene dormitorio, baño, living-comedor, cocina, y la licitación se abrirá el 31 de octubre con la apertura de sobres. La empresa que resulte adjudicada tendrá un plazo de 1 año para construir las viviendas”.

Añadió Hasper que : “Con respecto a los beneficiarios, desde el primer día lo que hicimos fue abrir el registro de aspirantes, que son más de 1.200, y el mismo debe tener carácter permanente y ser actualizado. En la adjudicación están contemplados cupos, para personas con discapacidad, o empleados municipales. Se requiere tener residencia en Lobos por un período mínimo de 2 años de antigüedad. Obviamente, hay que acreditar (o demostrar) capacidad de pago de las cuotas, y esto puede hacerse con recibo de sueldo o declaración jurada de ingresos que la persona tenga. Pero los requisitos no son excluyentes, salvo que el vecino tenga un plan de viviendas previo o no pueda acreditar que vive en Lobos. Al momento de la selección, se asignará un puntaje a cada aspirante teniendo en cuenta estas variables y condiciones sociales, tratando de buscar la forma más justa posible”.