El caso Maldonado profundiza la grieta y la mayoría de la gente habla de “buscar rédito político”

santiago-maldonado-1920-2_crop1504787575661.jpg_258117318

-Según una encuesta del Centro de Análisis de Investigación de la UAI, el 81,3% de los bonaerenses coinciden en que a la clase política sólo le importa el rédito político del caso, más que la resolución del mismo. Y el 76,6% de los votantes no modificará su voto, sea cuál fuese la evolución del tema-.

Pese a que quedó opacada por la investigación de la desaparición del joven Santiago Maldonado, la campaña electoral para los comicios legislativos del 22 de octubre en la provincia de Buenos Aires nunca se detuvo desde las Paso del 13 de agosto. En este contexto, según una encuesta del Centro de Análisis de Investigación de la Universidad Abierta Interamericana, el 76,6% de los votantes no modificará su voto, sea cuál fuese la evolución del caso.

Según el estudio, en la provincia de Buenos Aires el 88,3% de los que votan en octubre a cambiemos está de acuerdo con el accionar de Gobierno en el caso mientras que el 95,5% que votará a CFK cree que es Incorrecto.

Pese a que como consecuencia de este caso, aún no resuelto, la grieta encontró otro lugar más donde hacerse evidente, desde ambos lados (el 81,3% de los bonaerenses) coinciden en que a la clase política en general le importa más el rédito político electoral que le puede dar el caso que la resolución del mismo. “El 85,4% de los que vota a cambiemos opina mayoritariamente también de esta manera, como el 75,4% que vota a CFK”, detalla la investigación.

“Hay un 76,6 % que dice que no importa como evolucione el caso, no modificará su voto en octubre frente al el 23,4% que podría ver su decisión afectada en octubre. Por supuesto aquellos que votarían a Esteban Bullrich y a Cristina Kirchner en su mayoría, no cambiarían su voto”, apunta la encuesta, al tiempo que aclara que los más afectados por esto serían Florencio Randazzo o Sergio Massa, “donde cada movimiento de la realidad en términos de grieta, blancos o negros, afecta su base y su proyección. Esto también habla del sobre dimensionamiento que los propios medios le dan a los temas, y como lo verosímil, no siempre es la verdad”.

Más allá de esto, “el 55% de la población considera que el Gobierno debería haber separado a los gendarmes involucrados como primera medida, mientras que el otro 44% entiende que debería esperar un procesamiento o veredicto por parte de la justicia”.

Finalmente, si uno se basará en las repercusiones mediáticas del caso sería fácil considerar que la Imagen de la ministra Patricia Bullrich (tan cuestionada por su accionar mientras estuvo al frente de la estrategia del Gobierno en los medios) sería muy negativa. Sin embargo, la ministra tiene un 50% de imagen positiva en la Provincia de Buenos Aires.

Analizando el cambio de la población respecto de la imagen de la ministra por el caso Maldonado el 36,2% dice que empeoró frente al 22% que mejoró y un 41,7% dice que está igual. La falta de impacto sobre su imagen (no empeorando significativamente los números de imagen positiva y negativa) sucede porque aquellos que tenían mala imagen de ella, solo profundizaron su opinión, así como la mantuvieron quienes tenían una imagen positiva.

 

(Fuente: El Cronista)