LA ESCUELA DE EDUCACIÓN ESPECIAL N°502 RECIBIÓ NUMEROSOS MUEBLES Y JUEGOS INCLUSIVOS

9cd2ab24-40b0-440b-b8e4-585147e451c8

111af4f0-9176-4000-9480-06a8e778dca0

El intendente Jorge Etcheverry asistió hoy junto con el vicepresidente del Consejo General de Educación de la Provincia de Buenos Aires, Diego Martínez, a la entrega de muebles y juegos inclusivos que se llevó a cabo en la Escuela de Educación Especial N° 502. También estuvieron la Secretaria de Desarrollo y Promoción Social, Valeria Dinomo; el jefe Regional de Educación, Ariel Canteli; la jefe Distrital de Educación, Mariana Fondevila; los consejeros escolares María Eugenia Parodi y Carlos Martínez y varios inspectores escolares.

El mobiliario fue enviado por la Unidad Ejecutora Provincial dependiente de la Dirección General de Cultura y Educación de la Provincia de Buenos Aires, gracias a la gestión del subsecretario de Políticas Docentes y Gestión Territorial, Manuel Vidal.

“Estamos súper emocionadas”, dijo la directora del establecimiento, María Luisa Peredo, mientras miraba la gran cantidad de muebles ubicados prolijamente en el patio del colegio. Había mesas de estudio con escotaduras, ruedas y sujeción que se gradúan en la altura, sillas con ruedas y apoya cabezas, una barra para caminar, una hamaca y un subibajas inclusivos, tablas de bipedestación para poder sostenerse parados y una grúa especial para pasar a una persona de una silla a otra.

Peredo explicó que toda esa gran cantidad de mesas, sillas y juego no iban a quedar sólo ahí. “La escuela quizás tanta cantidad no necesite, pero nosotros vamos a hacer un relevamiento a nivel distrito y las escuelas donde tengamos alumnos con necesidades motoras también van a poder disponer de estos muebles con actas acuerdo de cuidado y protección. Pero lo importante es que estén en manos de los chicos. Son para ellos.”

La terapista ocupacional Cleofé Farías detalló cuál es la importancia de poder contar con estos muebles especiales: “Todo este mobiliario facilita la inserción de los chicos en el aula y su buen desempeño. Si ellos están pensando que se pueden patinar de la silla, que no tienen donde apoyar un pie, la atención va a eso y no a lo que pueden ofrecerles desde lo pedagógico. Estos muebles les permiten tener una buena postura. Para ellos es fantástico y también sirve de estímulo.”

Por su parte, el intendente Etcheverry expresó: “Todo eso es importante sobre todo porque va a permitir que en las escuelas de Lobos haya cada vez más integración de chicos con necesidades diferentes. Ese el verdadero sentido de todo esto. Y con la integración ganamos todos: los chicos que se integran pero también sus familias, sus compañeros, los docentes y los padres de los otros alumnos. De esta manera construimos una sociedad más inclusiva y respetuosa de las diferencias”.