COLUMNISTA ELBIO RUBANO: SÍNDROME METABÓLICO: UNA ENFERMEDAD MODERNA

sm

El síndrome metabólico es el origen común a una serie de problemas de salud tan importantes como son: diabetes, hipertensión arterial, accidente cerebrovascular e infartos de corazón.
Los cambios culturales de la vida moderna del último siglo han traído aparejados una dramática disminución de la actividad física, secundaria a un  estilo de vida sedentario, con horas de televisión y computadora, transporte motorizado y la oferta ilimitada y accesible de alimentos baratos con alto contenido de azúcar. Estos dan lugar a los principales factores de riesgo: obesidad y sedentarismo.
Se denomina síndrome metabólico, síndrome X, síndrome de insulinoresistencia y otros a la conjunción de varios enfermedades o factores de riesgo en un mismo individuo que aumentan la probabilidad de padecer una enfermedad cardiovascular o diabetes mellitus. Se trata del punto culminante de 2 problemas: obesidad central y resistencia a la insulina, ambos generados por la obesidad y el sedentarismo.
En Estados Unidos de Norteamérica alrededor del 25% de la población mayor de 25 años padece de Síndrome metabólico. Antes los pacientes rondaban los 50 años, ahora el grupo de riesgo se sitúa alrededor de los 35 años, ya que los malos hábitos de alimentación y actividad física se instalan tempranamente.
La causa del síndrome metabólico se desconoce. Su fisiopatología es extremadamente compleja y se conoce solo en parte.
La mayoría de los pacientes son obesos, sedentarios y con cierto grado de resistencia a la insulina. Este es el principal elemento del síndrome. Se considera responsable de la mayor parte de los hallazgos de esta patología: hiperglucemia, hipertensión arterial, aumento de VLDL (colesterol “malo”), triglicéridos y disfunción endotelial con la consiguiente aterosclerosis.

Factores de riesgo:

  • Antecedentes familiares de hipertensión, infartos y accidente cerebrovascular.
  • Exceso de grasa corporal : sobre todo localizada en abdomen.
  • Alimentación alta en azúcares y grasas.
  • Sedentarismo.
  • Stress
  • Cigarrillo y alcohol.

Signos a tener en cuenta:

  • Aumento de perímetro abdominal. Cintura mayor a  102 centímetros en los hombres y 88 centímetros en las mujeres.
  • Presión arterial de 130/85 o más .
  • Niveles de glucosa en ayunas por arriba de 110 miligramos por decilitro (mg/dl).
  • Niveles elevados de triglicéridos, es decir, superiores a 150 mg/dl.
  • Bajo nivel de colesterol “bueno” (HDL); cifras por debajo 40 mg/dl en hombres y 50 mg/dl en mujeres.
  • Niveles elevados de triglicéridos, es decir, superiores a 150 mg/dl.

Profesor: Elbio Rubano

lacolumnadeelbio